MONTERÍA… CAZA, CUANDO EL ÚNICO ARGUMENTO ES EL ECONÓMICO

La noticia sobre la “Massacre da Torre Bela” – Portugal, con 540 animales abatidos en una montería – masacre, organizada por una empresa española y con España como principal lugar de procedencia de los mal llamados “cazadores”… recorre ya las páginas de medio mundo y llega al Parlamento.
La noticia tiene un protagonista: España, un país en el que la caza social va desapareciendo en detrimento de la caza  deportiva (gana el que más, y más rápido mata) o donde triunfan modalidades tan incomprensibles como la #montería;  bien harían los gestores en echar la vista atrás.
Mientras modalidades sostenibles  como la caza social, en mano,  o la cetrería en menor y el rececho o la espera selectiva en caza mayor van desapareciendo; modalidades  como la montería, la batida, el gancho… toman protagonismo y se adueñan del monte y la verdad; creando un relato paralelo sobre su supuesta utilidad en los controles de población.
La caza como actividad social sostenible ha muerto y la entierran intereses económicos, federaciones, aseguradoras y el abandono rural… el relevo lo toman urbanitas con silla, rifle y la cartera llena.

Deja una respuesta